domingo, 1 de noviembre de 2015

El candidato presidencial PPK y su perro llamado Perú
Los Andes. El candidato presidencial de Peruanos por el Kambio, Pedro Pablo Kuczynski, hace unos días publicó en su página de Facebook una foto de un perrito al que, para pesar suyo, decidió llamar “Perú”. Aunque esto no es tan cuestionable, seguro representará mucho en su campaña electoral en pos de llegar a Palacio.

“¿Quién puede votar por un candidato presidencial que le puso de nombre PERÚ a su perro?” o “¿PPK es imbécil, tarado y oligofrénico? ¿Cómo es posible que a su perro le haya puesto de nombre ‘Perú’?”, son algunas de las reacciones que se hicieron públicas, entre muchísimas otras, ante la publicación de Pedro Pablo Kuczynski (PPK), en Facebook, de que su perro se llamará “Perú”.
Otros, acaso más serenos, lo tomaron con algo de gracia (pero sin dejar de criticarlo), y escribieron: “Lo que pasa es que al viejito ya le están atacando los primeros síntomas de la demencia senil”, “Yo le pondré a mi rata, ‘PPK’”, etc.

Cabe indicar que, días antes, en la página web del candidato presidencial de Peruanos por el Kambio (PPK), el Community Manager publicó una foto de la mascota en cuestión, en donde preguntaba a todos los seguidores por un nombre apropiado para él.
Según refirió, Pedro Pablo Kuczynski encontró abandonado a un perrito en la puerta de su vivienda, hace unos días, con frío y sin cuidados, por lo que decidió adoptarlo. No obstante, no tenía un nombre para él, por lo que decidió consultarlo con todos.
Así, el 26 de octubre último, se llegó a una decisión final: el perrito se llamaría Perú. “Y se llama… ‘Perú’. Gracias a todos por ayudarme a ponerle nombre a este pequeño”, fue el texto que acompañó al video en donde aparece, al mismo tiempo, la nueva mascota del candidato.
Es menester indicar que el administrador de la página de Facebook de Kuczynski, en la misma publicación, señaló que el nombre de la mascota fue elegido “de forma democrática”, en una publicación anterior, “donde pedimos la ayuda de todos”.
Así, la cuestionada publicación obtuvo 2 mil 927 “me gusta”, 533 comentarios y fue compartida 131 veces, pero fue ocultada de la página del candidato unas horas después (aunque aún se puede acceder a ella), cuando el cargamontón de críticas se hizo difícil de controlar.

Sus seguidores, entre otras cosas, analogaron la situación de la mascota con el país, intentando defender a Kuczynski. “El perrito se llama ‘Perú’ porque lo encontró abandonado, hambriento y descuidado, y PPK lo rescató, así como de ganar lo haría con el país”, escribieron, por ejemplo.
No obstante, la oleada de críticas fue tal que al administrador de la página no le quedó otra que, como dijimos, ocultar la publicación. Cosa que no le sirvió de mucho, pues muchos usuarios, indignados, continuaron reprochando la acción en otras publicaciones de la página del candidato presidencial.
CRÍTICAS A PPK
¿Cuáles son las acusaciones, críticas y demás, que tiene en su contra Pedro Pablo Kuczynski, además de esta última (que, aunque suene trivial, puede ser determinante en su camino a Palacio)? A continuación enumeramos algunas, las mismas que pueden ser aprovechadas por sus potenciales rivales políticos, como Alan García y Keiko Fujimori.

El primer tema es la exportación del gas natural: a PPK se le acusa de beneficiar a una empresa privada para que exporte el gas de Camisea, pese a los problemas de desabastecimiento de gas para los propios peruanos. Se trata de Hunt Oil, empresa estadounidense a la que asesoró.
Cuando Kuczynski fue ministro de Economía, durante el gobierno de Alejandro Toledo, se tomaron decisiones cruciales a favor del proyecto exportador. Hunt Oil forma parte del Consorcio Camisea, con el que el Gobierno está tratando de renegociar el contrato de exportación, ya que el país estaría perdiendo millones de dólares en regalías ante el bajo valor de referencia del gas.

El segundo tema es el de su doble nacionalidad. Durante la campaña electoral del 2011, como se recuerda, Kuczynski fue duramente criticado por contar con la nacionalidad estadounidense. Y más, porque en época de campaña se comprometió a renunciar a ella, pero nunca lo hizo.
Incluso trató de sorprender a los votantes al acudir a la Embajada de Estados Unidos a presentar su renuncia a la nacionalidad de ese país, doce días antes de las elecciones; pero nunca continuó con los trámites. Ahora, según informó él mismo, viajó al país norteamericano para, definitivamente, cumplir con lo prometido.
Un tercer tema es el régimen laboral juvenil. PPK, en principio, respaldó una iniciativa del Gobierno de Ollanta Humala que no fue bien recibida por miles de jóvenes en el Perú (la ya famosa “ley pulpín”), pero luego cambió totalmente su discurso.
Pasó de asegurar que el citado régimen debía ampliarse para personas de hasta 30 años, a considerar que era erróneo y tenía que derogarse.

Luego de ello, PPK fue acusado también de no reconocer los derechos laborales de sus trabajadores. La denuncia la realizó un ex ‘pepekausa’, Luis Terán Poémape, quien trabajó para el líder de Peruanos para el Kambio desde el 2011 hasta el 2014.
“Nunca pensé que el que pregona la formalización del trabajo y se apoya en los jóvenes para su campaña me iba a tratar de esta manera”, lamentó Luis Terán, en diálogo con el semanario ‘Hildebrant en sus trece’.


Asimismo, resalta la fragilidad política de su partido, por lo que se ve obligado a realizar alianzas pragmáticas en lugar de programáticas y, finalmente, su equipo de trabajo, en el que figuran personajes de dudosa reputación, como Roberto Prado y Óscar Tino Santander.