lunes, 29 de junio de 2015



Zepita revive  la celebración de San Pedro y San Pablo


En el distrito de Zepita, provincia Chucuito – Puno, ubicada a 12 kilómetros de la línea de frontera que separa al Perú de Bolivia, existe una impresionante reliquia arquitectónica que podría atraer a turistas nacionales y extranjeras.

Se trata del templo colonial San Pedro y San Pablo de Zepita, edificado por jesuitas  en donde sus pobladores  por más de 4 siglos danzaron  Chokelas en la misma plaza  pero en la década 80 del siglo XX se perdió esa costumbre, hoy 29 de junio sus dirigentes barriales y moradores reactivaron esa fiesta que por décadas se perdió en esta zona, en medio de una pampa con un paisaje desolador, frente al dilatado panorama del lago Titicaca; rodeado de cerros que tienen una tonalidad rojiza pronunciada y está sobre el antiguo camino del Inca, al Sur-Oeste del lago Wiñaymarca, en la carretera asfaltada de Puno a Desaguadero.

La fiesta de San Pedro y San Pablo de Zepita, se realizo con  celebración de  la Santa Misa en la misma plaza  y luego, los Kusillos danzaron por las arterias del pueblo benemérito.

Según su presidente del barrio San Pedro Fructuoso Arenas Rizalazo, dijo “Hoy celebramos nuestro 466 aniversario del barrio más populoso y coincide con la fiesta de Chokelas,  el barrio desciende desde su fundación de Zepita, hemos hecho lo posible de reorganizar para revivir y rescatar los  costumbres porque nuestros antepasados han mantenido por siglos la danza de Chokelas y Kusillos, esta actividad se hace realce  con el fin de promover el turismo, muchas veces el pueblo ha  pasado desapercibido aun teniendo la obra maestra de la arquitectura colonial el Templo San Pedro, abandonado por las autoridades competentes y  se está cayendo poco a  poco por ello estamos haciendo gestiones para su restauración” manifestó el presidente del barrio San Pedro.

Se debe recordar, antiguamente los Kusillos provenían desde el distrito de Copani de los centros poblados  de Calacoto, Huayllani y otros, pues se trata de un evento que conmemora  la celebración de San Pedro y San Pablo estos dos santos que son los protectores de los pescadores, cabe precisar que todas estas zonas son pecadores artesanales y hoy una parte de los Kusillos retornaron.

Según los dirigentes de este barrio han manifestado que ugre la restauración del templo por ello instaron a las autoridades a restaurar la reliquia; consagrado y considerado como la obra maestra de la arquitectura colonial en el departamento de Puno, templo San Pedro cuyos orígenes se remontan a mediados del siglo XVI y hoy se está desplomando a paciencia de sus autoridades.